jugador cubano de futbol copa oro

Concacaf abre investigación sobre la no participación de Cuba en la Copa Oro

Cuba, que no se presentó a su partido de clasificación para la Copa Oro de la Concacaf contra la Guayana Francesa la semana pasada, se enfrenta ahora a un procedimiento disciplinario por parte del organismo rector, la Concacaf que, ha dicho, posee nueva información sobre la ausencia del equipo caribeño.

En su momento, la Concacaf achacó la crisis cubana a “problemas de viaje y visado relacionados con la Covid-19”. Pero la entidad deportiva refional tiene ahora nueva información que apunta que existen otros problemas que contribuyeron a que el equipo no viajara.

En un comunicado emitido el jueves, la Concacaf dijo: “Si bien los problemas de viaje y visado relacionados con la COVID-19 fueron un factor, la Concacaf ha recibido más información que pone de relieve que otros problemas administrativos de la Asociación de Fútbol de Cuba contribuyeron a que el equipo no viajara y, por consiguiente, perdiera su partido preliminar contra Guayana Francesa”.

El asunto ha sido remitido al Comité Disciplinario de la Concacaf.

Cuba había hecho una base de preparación en Nicaragua y planeaba volar desde allí, creyendo que la obtención de visados para la entrada en Estados Unidos sería más fácil en Nicaragua que en Cuba, donde la embajada de EE.UU. Mantiene suspendidos la mayoría de trámites consulares.

Algunos jugadores cubanos pertenecen a clubes profesionales de EE.UU —inclusive, dos compiten por el Inter de Miami, en Fort Lauderdale, sede de los partidos clasificatorios— y podrían haber hecho el viaje con el equipo, pero el mensaje de Cuba era que no todos se consideraban elegibles.

La Concacaf había estado trabajando en la sombra para tratar de asegurar la entrada del equipo cubano a Estados Unidos. Mantuvo el partido programado hasta sólo cinco horas antes del comienzo del mismo, cuando se hizo evidente que los cubanos no volarían desde Nicaragua. En ese momento no quedó más remedio que suspender el encuentro y conceder la eliminatoria a Guayana Francesa.

Incluso si Cuba hubiera llegado, no habría habido tiempo para completar las pruebas de PCR para COVID-19 antes del inicio del partido. La Concacaf consideró que arriesgarse a que los jugadores pudieran dar un resultado positivo no era una opción sobre la mesa.

La ausencia de Cuba es un golpe para Concacaf, que había introducido por primera vez las rondas eliminatorias preliminares en el torneo de la Copa Oro.

De todos los torneos de selecciones que se están celebrando en el mundo en verano (Eurocopa, Copa América, clasificatorios para la Copa Asiática y Juegos Olímpicos de Tokio), Cuba es el único equipo que no ha logrado competir.

Aún no resulta del todo clara la razón por la que no lo hizo. La justificación del visado denegado parecen cada vez más débiles. Otros equipos viajaron con ausencias importantes. San Vicente y las Granadinas, por ejemplo, hizo el viaje solo con 14 jugadores (ningún portero reconocido) desde una isla en reconstrucción, tras el desastre que supuso la erupción de un volcán.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *